Joomla Free Template by FatCow Hosting

liquen

  • Paciente mujer de 30 años que acude a nuestra consulta por la aparición desde hace unos días de unas lesiones pruriginosas cuyo aspecto se adjunta en las siguientes imágenes.

    -        Antecedentes personales: apendicectomía a los 16 años. No RAM. No alergias conocidas. No otros datos de interés

    -        Antecedentes familiares: padre con HTA. Abuela materna diagnosticada de DM tipo 2 recientemente.  No otros datos de interés.

    -        La paciente niega viajes al extranjero en los dos últimos años. Tampoco ha realizado excursiones campestres en los últimos dos meses.

    -        No convive con animales aunque en casa de sus padres hay un gato desde hace 6 años y con buen seguimiento por el veterinario.

    -        No ha introducido cosméticos, ropa o bisutería nueva.

    -        Vive con su novio quien está completamente asintomático.

    ¿Cuál es la sospecha diagnostica? ¿Qué medidas para confirmar el diagnóstico serán necesarias? ¿Qué tratamiento sería el indicado?

     Caso clínico de la residente Georgina Oliver

    SOLUCIÓN: Liquen plano

    A nuestra paciente se le administró mupirocina tópica para la sobreinfección por los rascados y corticoides tópicos y la paciente mejoró.

    El liquen plano es una enfermedad dermatológica idiopática inflamatoria que puede afectar a piel y mucosas. Es de causa desconocida, existen datos que muestran que el liquen plano representa una reacción autoinmune, mediada por los linfocitos T y dirigida contra los queratinocitos basales que expresan autoantígenos en su superficie que han sido modificados  por diversas causas como son infecciones virales(hepatitis C), medicaciones, alérgenos de contacto, neoplasias internas. Esta reacción de los linfocitos T contra los autoantígenos modificados por los agentes externos se vería seguida de la reacción cruzada frente autoantígenos previamente ignorados dando lugar a una perpetuación de la reacción autoinmune mediada por los linfocitos T que caracteriza el liquen plano. Consistente en una erupción que se caracteriza por:Pápulas y Placas, Poligonales, Pigmentadas (violáceas) y Pruríticas, (regla de las 5P). Estas lesiones suelen ser brillantes con una depresión central cubierta de una escama blanquecina que deja entrever unas líneas blanquecinas que se conocen como estrías de Wickham. Es característico del líquen plano la presencia de prurito que puede ser muy intenso, y el fenómeno isomórfico de Köebner (la aparición de nuevas lesiones sobre heridas, zonas de rascado o cicatrices). En el caso de nuestra paciente podemos observar este fenómeno en el roce del reloj, sobre el cual aparecen las lesiones liquenoides.

    Las zonas de mayor afectación son las caras extensoras de las extremidades afectando de manera simétrica, especialmente en las muñecas,  maléolos, región lumbar, cara lateral de cuello y área genital

    El comienzo suele ser brusco alcanzando su máxima afectación en un par de semanas.

    Puede afectar a mucosas en el 50% de los pacientes y las uñas en el 10% de estos.

    Su diagnóstico diferencial debe hacerse con: psoriasis en gotas, la sífilis secundaria, la pitiriasis rosada de Gibert, las erupciones liquenoides por medicaciones y la enfermedad huésped contra injerto. En todos los casos la historia clínica, el examen dermatológico y la realización de biopsia y exámenes complementarios serán suficientes para establecer el diagnóstico.

    Tratamiento: Las lesiones de liquen plano curan espontáneamente o con tratamiento dejando una hiperpigmentación residual que es más intensa en fototipos de piel IV, V y VI. El liquen plano suele presentar una buena respuesta terapéutica a los corticoides tópicos o sistémicos. Cuando estos se utilizan por vía oral, la dosis recomendada oscila alrededor de 0,5 mg/kg/día de prednisona. Otros tratamientos utilizados incluyen la hidroxicloroquina, PUVA y en casos severos ciclosporina. En situaciones de liquen plano erosivo pueden utilizarse otros inmunosupresores sistémicos.